ORACIÓN PARA ELABORAR EL PAN DE LA EUCARISTÍA

 

Bendito seas tu señor, Padre Nuestro

Dios Santo, Rey Eterno

Que por tu bondad haz hecho surgir

El trigo de la tierra

 

Haz señor, que como esta harina estaba antes

Esparcida por aquí y por allí, sobre las colinas

Y recogida se hará una sola cosa en este pan

Que yo indigno voy hacer

 

Así sea recogida tu iglesia en tu reino

Desde los confines de la tierra,

Porque tuya es la gloria y el poder

Por los siglos de los siglos, Amen.

 

Seguidamente se lee el salmo 26,6-12

"Lavo mis manos en señal de inocencia, para dar vueltas en torno a tu altar proclamando en tu honor mi acción de gracias y pregonando todas tus maravillas. Señor, yo amo la casa donde tú resides, el lugar donde tu gloria habita. No unas mi suerte a la de los criminales, ni me hagas solidario con los asesinos, que tienen las manos cargadas de delitos y su derecha repleta de sobornos. Mi conducta, en cambio, es intachable; absuélveme, Señor, y ten piedad de mí; mi pie está firme en el camino recto, en la asamblea bendeciré al Señor."

 

© camino-neocatecumenal.org 2002

postmaster@camino-neocatecumenal.org